Escudo de la República de Colombia

Últimas noticias

Lunes, 30 Noviembre -0001 00:00

Atención de desastres debe partir de la planificación y necesita coordinación de todos los actores

 banner tesisdesastres

La tesis meritoria del profesor Carlos Osorio evidenció la necesidad de que los procesos de gestión de riesgo o la atención de desastres parta de la planificación, y el efecto positivo que produciría la concurrencia del gobierno, empresas privadas y preparación de la comunidad para que las víctimas disminuyan.

mocoa1La tesis consistió en diseñar mecanismos de coordinación para mejorar el desempeño de los actores que prestan servicios de atención a desastres desde la óptica de la logística y de la gestión de la cadena de suministro del día a día para aprovecharlo en el contexto humanitario.

“Entre los hallazgos importantes encontramos que hay una importante debilidad institucional en los esquemas de gestión de riesgo, especialmente a nivel territorial. No hay planes de gestión de riesgo o existen pero solo en papel, o no han sido socializados o no han sido desarrollados de manera adecuada, y eso hace que su efecto sea nulo. Para tener una buena respuesta hay que estar preparados”, recomendó el investigador del grupo Seguridad, Economía y Productividad -SEPRO.

A partir de ahí, lo que sugiere la tesis es que hay que estar preparados, no solo para que los actores se conozcan entre sí, sino para saber qué va a hacer cada uno de los eslabones desde la fase de planeación y la fase de respuesta. Para ellos se diseñó un esquema para facilitar la concurrencia de un gobernador o un alcalde con el sector privado y con la comunidad para mejorar su capacidad de respuesta.

El mecanismo fue validado a través de modelos matemáticos y permite que converjan estos actores buscando atender de manera óptima la población afectada por un desastre. De esta forma, los mandatarios no tendrían que esperar a la ayuda nacional o internacional para atender el desastre de buena manera articulados con la comunidad y con los privados.

mocoa“Esto se consigue a través de acuerdos contractuales, colaborativos, capacitaciones e involucramiento de la comunidad, que es una de las cosas más importantes. Existen catástrofes de este tipo prácticamente a diario, pero si no hay víctimas fatales no nos enteramos y, a pesar de que las catástrofes llegan sin avisar, este tipo de desastres se pueden prever y hacer planificación por escenarios y un estimado de los efectos bastante cercano”, comentó el ingeniero.

Cifras de Planeación Nacional indican que hay un 28 % de las poblaciones en Colombia que tienen alto potencial de inundación y un 31 % expuestas a amenazas por movimientos en masa como las avenidas torrenciales. Añade Osorio que los eventos catastróficos de origen hidrometeorológico han generado cerca del 70 % de las víctimas fatales por desastres naturales en los últimos 25 años.

Participación de los privados y la comunidad

Osorio destacó que uno de los aspectos más relevantes de este trabajo es precisamente incluir al sector privado en varios aspectos como en compartir algunas capacidades, la experiencia o los recursos, y que el compromiso de estos no solo debe emerger desde el lado de responsabilidad social, sino también de beneficios que puede suponerles en términos de imagen institucional y empresarial.

Asimismo, señaló que la atención de desastres está muy relacionada con mecanismos de coordinación, algo que ha experimentado grandes avances en el aspecto comercial pero no en el humanitario.

Para esta investigación se estudiaron algunos desastres como el ocurrido en Salgar (Antioquia), en donde hace 2 años una avalancha acabó con la vida de un centenar de personas y dejó miles de damnificados, y las inundaciones en los llanos orientales, principalmente en Arauca.

“Definitivamente hay que preparar a la comunidad, el gobierno, los gobiernos locales y departamentales y al sector privado. Los desastres son una realidad que debemos tener en cuenta y prácticamente todos ellos se podrían haber evitado o mitigado con planes y coordinación previa”, concluyó Osorio.